Ronnie Nader

La investigación en ciencia y tecnología no es un deporte, no es un partido de fútbol donde se gana y se pierde, en esto no existe la palabra ‘fracaso’, eso es para quien juega a ganar o perder y aquí no estamos jugando, aquí estamos constantemente trabajando e investigando y el único fracaso es dejar de hacerlo.

Ronnie NADER

Conoce a Ronnie Nader: Primer Astronauta de Ecuador

Dentro del marco de cooperación interinstitucional con la Agencia Espacial Civil Ecuatoriana – EXA, hemos mantenido varios acercamientos con la finalidad de promover futuras acciones colaborativas.

Entre los acercamientos mencionados realizamos una entrevista Ronnie Nader con el objetivo de conocer a profundidad sobre la gestión desarrollada por la agencia y las expectativas generadas con el acercamiento interinstitucional con CEDIA.
Ronnie Nader es Director de Operaciones Espaciales de EXA, Presidente del Grupo Regional Latinoamérica y Caribe de la Federación Internacional de Astronáutica - IAF y Miembro permanente de la Academia Internacional de Ciencias Astronáuticas - IAA.

¿Cuáles son las actividades que desempeña dentro de la Agencia Espacial Ecuatoriana EXA?

Mi labor actualmente en EXA es dirigir el desarrollo de tecnología espacial propia y probarla en órbita, en la IAF es fomentar el desarrollo espacial latinoamericano con énfasis en la juventud y en la IAA es la investigación en ciencias de ingeniera espacial sobre tecnologías avanzadas de vuelo espacial humano.

¿Considera usted que ha logrado cumplir sus metas planteadas dentro de EXA?

Tomando en cuenta que EXA fue fundada hace más de 10 años y de acuerdo al Programa Espacial planteado en 2007, los primeros satélites ecuatorianos estaban planteados para ser lanzados en 2016, pero se lanzaron en 2013, no había mención a lograr el Record mundial de microgravedad, pero lo logramos en 2008. Teníamos planeado empezar a exportar tecnología espacial ecuatoriana en 2018, pero empezamos a hacerlo en 2016. Creo que he excedido las metas planteadas por EXA en el Programa Espacial de 2007.

Coméntenos a breves rasgos cuál ha sido una de sus mejores experiencias en sus labores.

Todo el tiempo ha sido grato, pues trabajo en aquello para lo que nací pero recuerdo momentos especiales, como cuando logramos el Record mundial en la misión EXA/FAE-06 en 2008, cuando pusimos en marcha a HERMES-A, nuestra estación terrena; La noche del 25 de Abril, cuando lanzamos nuestro primer satélite PEGASO y esa misma noche pude oír su transmisión desde el espacio y la mañana que recuperamos su señal gracias a nuestro segundo satélite, KRYSAOR.

¿Cuál ha sido el momento más complicado que ha tenido que pasar al trabajar en EXA?

La noche que perdimos la señal de PEGASO debido a la colisión con basura espacial sobre el océano Índico.

¿Qué es lo que puede rescatar de la experiencia de ser el primer astronauta de Ecuador?

No sabría que responder a eso, la verdad para mí nunca ha existido mucha diferencia; Yo nací astronauta, es solo que me tomo 40 años probárselo al Gobierno Ruso y al mundo.

Al estar en contacto directo con la tecnología, ¿Cómo ve usted el desarrollo tecnológico en el Ecuador?

Francamente, no veo desarrollo tecnológico en Ecuador, además de lo que EXA está haciendo, por ejemplo, hace un mes atrás, una institución en Estados Unidos nos pidió que diseñáramos, desarrolláramos, probáramos y le enviáramos un LASER clase 4 para un satélite que despega en Agosto en un cohete de NASA, con los más altos estándares, hace tres días lo embarcamos y dos horas antes de escribir estas palabras lo recibieron en Estados Unidos. Esto suena a milagro para cualquiera, pero pudimos hacerlo así porque básicamente adaptamos uno de los tantos LASERs que ya teníamos de otro proyecto de investigación desarrollado hace dos años.

Así que en realidad, no fueron 30 días fueron más de 18 meses de experiencia e inversión que rindieron frutos, pero cuando estábamos desarrollando ese proyecto no teníamos idea de que íbamos a aplicar lo que habíamos aprendido en algo muy distinto. Así es, la investigación es siembra, es trabajo arduo que rinde frutos con la cosecha, pero siempre hay que estar regando y abonando. La investigación en ciencia y tecnología no es un deporte, no es un partido de fútbol donde se gana y se pierde, en esto no existe la palabra ‘fracaso’, eso es para quien juega a ganar o perder y aquí no estamos jugando, aquí estamos constantemente trabajando e investigando y el único fracaso es dejar de hacerlo.
Entonces, desde esa visión y línea de trabajo, yo no veo nada de eso en Ecuador, no significa que no exista, es solo que yo, personalmente, no lo veo.

¿Cuáles son las expectativas que tiene sobre los convenios planteados entre EXA y CEDIA?

Que se cumplan las metas planteadas, en realidad en estos 10 años de existencia EXA ha firmado muchos convenios con muchas instituciones, pero raramente se empieza siquiera a trabajar en ellos y no por falta nuestra, pues para nosotros la palabra escrita o hablada constituye un verdadero compromiso y espero sinceramente, que esta vez sea diferente.

Espero que en verdad podamos trabajar y hacer realidad aquello a lo que nos hemos comprometido, de nuestra parte nunca faltará voluntad ni tiempo, nuestro país necesita mucho trabajo para crear un desarrollo sostenible y eso no se hace haciendo más de lo mismo de siempre, marchando sobre el propio terreno, necesitamos hacer cosas nuevas y eso es la investigación científica y el desarrollo tecnológico ir a donde no hemos ido antes, aunque otros hayan llegado ya, lo que importa es que hemos llegado, pues nadie puede vivir por nosotros mismos y nosotros tal vez podríamos hacerlo mejor, más rápido y más fuerte y eso es lo que la humanidad conoce como progreso.